¿Quién no ha escuchado alguna vez “Kernkraft 400”? Una de las melodías más pegadizas de la música electrónica sin duda alguna. La canción más conocida de Zombie Nation sigue a día de hoy siendo protagonistas de festivales, e incluso de grandes eventos deportivos en Estados Unidos. ¿Listos para conocer la historia de este top ventas?

“Kernkraft 400” no fue creado para ser un éxito de ventas ni mucho menos para ser mainstream. Todo lo contrario; el objetivo era representar la escena underground que se vivía en Alemania en torno al 1999. Fiestas clandestinas, las cuales simbolizaban todo lo opuesto a lo comercial de hoy en día. Lo único que imperaba era la música, no lo que girara entorno a ella. Cualquier sitio abandonado era lugar perfecto para convocar una fiesta de este tipo. En definitiva, en aquellos espacios lúgubres nació un estilo musical que ha influido a lo largo de los años en la música electrónica.

Curioso cuanto menos que la melodía de “Kernkraft 400” venga de un videojuego; por aquella época se jugaba en una Commodore 64, un ordenador doméstico que nació con la segunda generación de computadoras domésticas, allá por 1982. El juego en concreto era el Lazy Jones; se basaba en una infinidad de puertas, y teniendo cada una de ellas un minijuego con su propia música. Pues bien, Florian Senfter -conocido musicalmente como Zombie Nation- recuerda haber entrado en esa puerta una y mil veces sólo para escuchar aquella pegadiza melodía. La mezcló con unos cuantos de temas que tenía preparado para su primer EP y de ahí nació “Kernkraft 400”.

Esa pieza fue creada para ambientar aquellas fiestas underground que llenaban Múnich.  Lo que Florian Senfter no esperaba era que su canción iba a terminar siendo un top ventas, acercándose por completo a la escena mainstream. 

Esto vendría motivado gracias a Spectra Records. El sello italiano se interesó por la pieza original, y propuso hacer un remix de la misma, orientado al electro. DJ Gius fue el encargado de realizar ese remix, que verdaderamente le dio la fama a dicha pieza musical.

Por primera vez “Kernkraft 400” se alejaba de aquél mundo oscuro.

Para aquellos que no eran músicos o que no estaban especialmente sumergidos en el mundo, no había especial diferencia entre el tema original y el remix. Pero para Florian Senfter esta remezcla no era algo  positivo, ya que simbolizaba lo opuesto de lo que él había creado. Aún así, creían que el fenómeno “Kernkraft 400” no iba a ir más allá. Cosa que finalmente no fue así. “Tuvimos que aceptar el lanzamiento, nos gustara o no. Es así como funciona la industria musical”

Llegó Radikal Records y expandieron aquella pegadiza melodía por Estados Unidos, gracias al remix de Chant, que ellos mismos lanzaron.

Este remix se convirtió en un cántico prácticamente obligado en cualquier tipo de deporte norteamericano; NBA, NHL, NFL, MLL…  Una canción que pasó de ser producida para fiestas ilegales al más puro estilo underground a ser coreada en uno de los eventos más multitudinarios de Estados Unidos, la final de la Super Bowl.

Los remixes no quedaron ahí evidentemente, más adelante otros artistas se animaron a versionar esta peculiar pieza. Los más sonados recientemente son tanto el de W&W como el de Riggi & Piros. ¡Cuestión de gustos!


Sin duda alguna un repaso bastante interesante el que nos ha permitido dar este “Kernkraft 400”, desde el avance de la música underground con Múnich como principal referencia en este caso hasta llegar a ser un himno de festivales y eventos deportivos.
Todo esto de la mano de cómo se creó el tema, como funcionaban en aquellos años los sellos discográficos… Un vídeo bastante interesante, el cual tenemos que agradecer a Vice por narrarnos toda esta experiencia. ¡Aquí os dejamos el vídeo completo!