Tiempo de lectura: 4 min

Tim Berling, más conocido como Avicii en su faceta de DJ y productor, nos dejaba ayer a los 28 años debido a los problemas de salud que llevaba arrastrando durante años.

Nadie esperaba una noticia así, pero por desgracia a veces nos toca afrontar este tipo de situaciones, en las que de un momento a otro alguien que apreciamos se ha ido. En la tarde de ayer saltaban todas las alarmas en las redes sociales y lamentablemente esta vez no se trataba de un bulo, el representante del sueco afirmaba que Avicii había fallecido. Twitter llegó a colapsar, ya que en cuestión de minutos la palabra “Avicii” se había tuiteado más de 200.000 veces.

Cuando despertamos del shock en el que nos había dejado la dura noticia empezamos a darnos cuenta de lo que el mundo de la música había perdido esa tarde… Avicii deja un gran hueco en la escena y en muchos de los corazones de los amantes de la electrónica. Gracias a él entre otros, la escena electrónica es hoy día la que es, gracias a él se empezó a difundir mucho más entre la gente y por supuesto, gracias a él muchos de nosotros empezamos a amar la electrónica. Ayer no importaban géneros, todo el mundo lloraba la pérdida de una figura como la de Avicii, no hubo apenas ni un sólo DJ o productor que no diera su pésame o lamentara su muerte en las redes. De repente sus canciones cobraban un nuevo significado, tocaban la fibra de una manera mucho más profunda… habíamos perdido a un genio.

Desde Loud Cave, en forma de homenaje, queremos hablar de algunas de las canciones de Avicii que nos marcaron por alguna u otra razón, o que simplemente nos iniciaron en el maravilloso mundo de la música electrónica.

“Levels” reventó cientos de radios. Un auténtico himno que logró allá por el 2011 unir a miles de personas a la música electrónica. De ahora en adelante el escalofrío que sentiremos en cada reproducción será con un ápice de tragedia. La potencia que transmite la melodía es algo fuera de lo normal. “Oh, sometimes…” Una voz que siempre estará en nuestra memoria. Allá donde estés, la cueva siempre tendrá un sitio para ti. Se han llevado a uno de los más grandes.

“I Could Be The One”, en colaboración con Nicky Romero, fue otro de esos temas que sonaba en todas las radios y que abrió las puertas de la electrónica a miles de jóvenes. Como no emocionarse con su característica melodía del principio y por supuesto, con la vocal de este tema: “I could be the one to make you feel that way, I could be the one to set you free…”. Después de lo ocurrido ayer, escuchar el enérgico drop de esta canción no puede hacer otra cosa que ponernos la lágrima en el ojo.

“Fade into Darkness”, que contó con la voz de Andreas Moe, es otro de esos temas de los años dorados de la electrónica.Capaz de emocionarnos al escuchar simplemente los primeros acordes de la melodía con ese sonido de piano y acompañada con ese estribillo que es imposible parar de cantar: “And we won’t fade into darkness… Fade into darkness”. En resumen, un tema súper emotivo con el que es imposible no sentir nostalgia en días como hoy.

“Seek Bromance”, ese tema que tanto nos ha ayudado a muchos a meternos en este mundo de la música electrónica.Con la vocal de “Love You Seek” que contaba con la voz Amanda Wilson, Avicii convirtió el famoso “Bromance” en una auténtica joya. Esa melodía que era imposible quitársela de la cabeza, junto a esa vocal hicieron de este tema el himno de toda una generación.

Contigo se nos va una etapa de nuestras vidas, gracias por tu música, por haber unido a tanta gente con ella, por haber luchado tanto y habernos hecho disfrutar contigo, siempre estarás presente entre nosotros.

Hasta siempre genio, descansa en paz.