Flanda brinda variedad y baile con Octane, su fiesta pilotada por Slatin

El aeródromo abandonado de Villanueva del Pardillo se convirtió en una gran fiesta gracias al colectivo Flanda y su fiesta, Octane.

El pasado sábado se celebraba la primera -y no sabemos si única- edición de OCTANE, una fiesta creada por el colectivo FLANDA. Este equipo se dedica a realizar eventos en lugares peculiares alrededor del mundo, por lo que no podíamos perder la oportunidad de asistir a esta parada por Madrid. Muchas son las propuestas que ofrecía este festival, por lo que a continuación os contaremos nuestra experiencia en él, con lo que se hizo y lo que no tanto.

Flanda presentó Octane como una fiesta en la que el cabeza de cartel, Slatin, estrenaría un nuevo show de música house modular. Para ello se cargó de un gran número de sintetizadores modulares que presentó en un incrible live set . Tal vez lo que más llamase la atención de este evento fue su ubicación y las actividades que ofrecía, y es que este tuvo lugar en un aeródromo abandonado en Villanueva del Pardillo.

Otro de los factores que resultó muy atractivo presentando el evento fue las actividades que ofrecía independientemente de la música: una exhibición aérea, viajes en avioneta o en globo aerostático y fuegos artificiales. En resumen, Octane iba a ser más que una fiesta, una experiencia. Por desgracia, el mal tiempo que coincidió con su celebración hizo que todos los artilugios voladores tuvieran que anularse para no poner en peligro a nadie. Una gran pena, pero la organización tampoco tuvo la culpa de este percance porque se escapaba de su poder.

OCTANE, el festival madrileño que se celebra en un aeródromo

El evento ofrecía, de manera adicional, un sistema de autocares desde Madrid y Segovia para acercarnos a este remoto paraje. A la hora de partida hacia el recinto no hubo ningún problema, aproximadamente a la hora prevista de salida, comodidad, etc. Lo normal. Ahora bien, encontramos muchas diferencias si lo comparamos con las lanzaderas de vuelta. Con estas no se indicó si saldrían a horas en punto, ni cada cuánto tiempo saldrían, lo que hizo que los asistentes tuvieran que esperar, ya casi como un acto de fe, en el parking del lugar hasta que viniera alguno. Pero ese no es el mayor problema, lo principal es que los buses a Madrid comenzaron a tardar más de una hora entre uno y otro, por lo que mucha gente se planteó regresar en taxi o VTC a pesar de haber pagado su billete de vuelta en bus. Si a todo esto le sumamos la intensa lluvia y el barro que se formó, no fue para nada un momento agradable.

Hablando ahora del recinto y los escenarios, podemos decir que estuvo dentro de lo que esperábamos. El evento contaba con tres escenarios, que iban en escala progresiva de tamaño. El más pequeño era una pequeña carpa (Spitfire Stage), y los otros dos se encontraban en hangares del aeródromo (Blackbird Stage y Wright’s Flyer Stage; los cuales se alternaron a lo largo de la noche). En cuanto a los puestos de alimentación y bebida, encontramos tres barras, tres puestos de perritos calientes y un food truck con pizza y sándwiches. Además, FLANDA cumplió con lo prometido y dio vasos reutilizables a todos los asistentes. A su vez el evento también gozó de una zona de descanso y baños con agua potable.

Octane fue una fiesta muy dinámica. En sus 12 horas y 2 escenarios constantemente activos fueron relevándose los DJs a cada hora aproximadamente. Ademas, el evento no se centró en un estilo en concreto sino que ofreció un abanico sonoro rico y de gran calidad a pesar de que la muchos de los artistas que actuaron aún tenían poca experiencia, según lo comunicado por Flanda. En el Spitfire Stage que se mantuvo en constante actividad, el cual estaba al aire libre, Andrea recibía a los asistentes a base de ritmos houseros y más comerciales, y muchos de los recién llegados no dudaban en hacerse hueco en la pista o en un hueco poco embarrado de los alrededores para comenzar a mover el esqueleto sin perder un momento. Después de ponernos un poco a tono pasamos a visitar el pequeño hangar en el cual estaba Avto pinchando tracks de deep y house-tech más dirigidos al club.

A continuación, Mars sorprendió gratamente a su público, a pesar de haber encontrado problemas técnicos, con un variado set en el que abrió con Porter Robinson, pero que también revisó remezclas a clásicos como el cambio de “Sorry Ms Jackson” de Outkast de rap a future bass, o nos hizo bailar a ritmo de NVOY y Chris Lake. Más tarde, G-Chip y Zhou mantuvieron el buen ritmo con grandes sets de bass house.

A media noche esperaba el plato fuerte, Slatin. Paralelamente se iba a estrenar el gran escenario ubicado en el hangar, del cual colgaba una avioneta de una manera muy original para meternos más en la temática de la fiesta. Minutos antes de su actuación, casi mil personas esperábamos a las puertas y, cuando llegó el momento, se iniciaron un conjunto de fuegos artificiales mientras se abrían las puertas y comenzaba a sonar la música. Fue sin duda el momento más especial de la noche y el que más levantó el fervor del público. Los sonidos modulares y los ritmos cluberos se apoderaron de la noche durante toda la hora, para ser sustituidos por dos horazas del mejor bass house bien traídos por 1011 y Kage.

Al final de la noche, el escenario más pequeño, que durante todo el evento había albergado todo tipo de techno y house, cambió de tercio para ofrecernos dubstep, hard trap y psy trance con un Alk b2b Yassin y Swog. Los más valientes que aún se mantenían con energías en el festival, lo dieron todo mientras la lluvia invadía los alrededores de la carpa. Sonaron temas que personalmente no esperábamos como el reciente “Hive Bounce” de Leotrix y algún que otro tema de MARAUDA. Sin duda un buen y enérgico broche final para OCTANE, una fiesta que, aunque tuvo sus altercados, brilló y supo destacar en lo más importante, la música.

Total
0
Shares
Prev
Bass Music Terminal arrasa Málaga a ritmo de drum & bass

Bass Music Terminal arrasa Málaga a ritmo de drum & bass

Echabamos de menos escuchar ritmos rotos en la sala Paris 15 y que mejor forma

Next
Pioneer lanza sus nuevos auriculares HDJ-X5BT

Pioneer lanza sus nuevos auriculares HDJ-X5BT

Enfocados tanto al club como al uso diario, la nueva gama de auriculares de

You May Also Like

¡Entérate de todo el primero!

Suscríbete a nuestra newsletter y entérate de todo antes que nadie. Prometemos que no vamos a ser pesados.