Tiempo de lectura: 3 min

El jovencísimo productor ha lanzado la primera parte de “SHIT”, un un EP de 4 temas a través de su nuevo sello, Malignant Music.

En el poco tiempo de vida de la carrera de Mastadon, este ya nos ha demostrado de todo lo que es capaz y se ha ganado la admiración de toda la escena dubstep. Desde que por primera vez le viéramos aparecer en el subsello de Never Say Die en 2017 con su EP, precisamente llamado “Malignant”, Mastadon ha recorrido un gran número de países con su show, ha formado una buena base de fans y ahora, ha creado su propio sello. Recordemos que todo eso lo ha logrado empezando tan sólo desde los 16 años a los 18 que tiene ahora.

Hablando ahora del EP, este es el tercero de su corta carrera, pero es la prueba definitiva de que Mastadon ha encontrado su sonido dentro del dubstep. Como siempre ocurre, este sonido irá cambiando con el paso de los años, pero hasta el momento es el que le ha hecho triunfar en la escena. Veamos pues que “oscuros sonidos” contiene este “SHIT VOL. 1”.

El EP comienza con “SHIT”. Este tema posee una intro bastante inusual para un tema de Mastadon, ya que tiene una melodía algo relajada y una percusión tenue, que nos podría hacer pensar que se trata de un track melódico. Pero nada más lejos de la realidad, ya que con los últimos segundos de build up nos damos cuenta de que el grueso del tema se basa en lo que nos muestran los drops: sonidos estridentes, con bastante influencia del metal, que conforman un estilo de dubstep totalmente destructivo. Es decir, un tema marca de la casa en definitiva.

Como segundo tema tenemos “HAZE”. De igual manera que el anterior, este tema comienza con una intro bastante calmada, pero pronto aparecen los primeros kicks y el tema se torna “oscuro” de nuevo. Los drops son lo más sorprendente de este “HAZE”, ya que Mastadon utiliza un recurso que no habíamos escuchado anteriormente en sus temas, y es el de repetir el efecto de sonido que se escucha justo antes del drop durante todo el tema, creando así el propio drop junto a sus conocidos ritmos dubstep. Para nosotros se trata de uno de los mejores tracks de este EP sino el mejor.

“CTHULHU” es el tercer tema de este trabajo. Este tiene una intro distinta a los dos anteriores, con sonidos más “místicos”. Estos dan paso directamente a un drop que personalmente no nos acaba de convencer, ya que los ritmos a destiempo que suele utilizar Mastadon se acentúan hasta tal punto que se convierten en algo extraño y difícil de escuchar. Este se lleva la peor nota del EP sin duda.

Por último encontramos “OOF”. Este track tiene una intro y un build up bastante más convencional que los anteriores, y en cuanto a los drops, podríamos decir que combina los estilos escuchados antes en “SHIT” y “HAZE”. Se trata de un gran tema al igual que lo son estos dos mencionados.

Nos encantará ver como evoluciona el nuevo sello del australiano, así como su música. Está claro que esto es sólo el comienzo para Mastadon y, por ahora, estaremos esperando el volumen 2 de este “SHIT”.